Como sabéis, a finales de 2010 llevamos a cabo nuestra primera plantación en el PN de Collserola. El domingo pasado fuimos a medir los plantones como parte del seguimiento que vamos a hacer de la eficacia de los Waterboxx, y nos encontramos con numerosos destrozos causados por los jabalís, que habían literalmente levantado varias de las cajas (que estaban aseguradas al suelo con piquetas y protegidas por piedras). En fin, que los Waterboxx están a prueba de sequía, pero no de singularis porcus